martes, 21mayo, 2024
14.7 C
Seville

EH Bildu consolida su camino de éxito

- Publicidad -

análisis

- Publicidad -

Los resultados de las elecciones vascas sorprenden por inéditos: PNV y EH Bildu han obtenido el mismo número de escaños, 27, algo que hasta ahora no se había producido y que ha sido resultado del aumento en el respaldo del independentismo de izquierdas.

El PNV se mantiene como fuerza política más votada (con el 35,7% de os votos, tres puntos menos que en las anteriores), pero el subidón de Bildu será, sin duda, el triunfo incuestionable (con el 32,9% de los votos y cinco puntos más que en los últimos comicios comparables). 

Esta jornada, sin lugar a dudas, se ha sellado como una de las más ajustadas de la historia democrática. Las encuestas acertaron y las fuerzas nacionalistas e independentistas han arrasado. 

De lejos les sigue el Partido Socialista de Euskadi, con 12 escaños, el Partido Popular con 7 (con un ligero aumento del 6,7% de 2020 al 8,4% actual, subiendo un escaño), dejando uno para Sumar  (Podemos se queda fuera) y otro para VOX. 

Serán los socialistas quienes tengan la llave, con el 14,3% de los votos, manteniéndose estables en su posición del tercer puesto respecto a las últimas elecciones de 2020.

Todo apunta hacia la suma entre el Partido Socialista, dando apoyo al PNV para mantener la mayoría absoluta (ambos suman 39 y son necesarios 38 para lograrlo). Está por ver en qué términos se produciría el acuerdo para que Pradales sea lehendakari. Señalaba el Partido Socialista que el 80% de los votantes vascos han dado un mensaje: mantener la coalición actual. 

La participación ha sido del 62% y 1,8 millones de vascos estaban llamados a votar. 

Esta semana ya hemos desgranado la ley electoral vasca, que le da a todos los territorios la misma representación parlamentaria, lo que supone tener que hilar muy fino para saber dónde los escaños resultan más rentables. 

Los de EH Bildu, con Otxandiano como candidato, ha avanzado seis escaños en el Parlamento, pasando de los 21 a los 27. Algo más de lo que retrocederá el PNV, que baja de 31 a 27, en una tendencia que ya quedó patente en las municipales. 

En votos, los de EH Bildu han alcanzado los 340.000, subiendo desde los 277.000 que obtuvo en su momento álgido en 2012. En las anteriores elecciones obtuvieron 250.000, con mucha menos participación. 

La lucha más ajustada se ha dado en Álava, donde EH Bildu ha obtenido un escaño más que el PNV. En Bizkaia el PNV ha resistido como primera fuerza, aunque rebajando sus históricas victorias. Le ha sacado tres escaños a Bildu, cuando antes le aventajaba con seis. 

En Guipuzkoa EH Bildu ha superado el listón de los 130.000 votos y ha obtenido 11 parlamentarios. El cambio en este territorio ha sido claro: el 40% de los electores han apostado por EH Bildu, y han recontado 25.000 votos más que las últimas elecciones. 

Los datos dejan poco margen para la suposición: EH Bildu obtiene un respaldo incuestionable, manteniendo su tendencia en las municipales. La población vasca apuesta por la izquierda abertzale, por el independentismo que prioriza las necesidades sociales y ejercita la democracia. Son más de 100.000 votos los que se han sumado al proyecto de Bildu, que, según Otegi ha logrado alcanzar todos los objetivos que se había marcado. Y con nota. 

La sociedad vasca queda representada en estos comicios como una sociedad plural, con un trasvase de votos de la izquierda antes representada por Sumar y Podemos hacia la izquierda abertzale, en lo que el voto joven tiene mucho que decir. 

Está por ver la capacidad de influencia que deberán hacer valer a partir de ahora, en una posición que, de mantener su estrategia como hasta ahora, con mucha probabilidad, seguirá cosechando puntos en el futuro. 

- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

- Publicidad -

lo + leído