La irresponsabilidad económica de Ayuso provocará el caos

La nueva ministra británica de Hacienda, Rachel Reeves, ha declarado que las políticas del gobierno conservador británico, caracterizado por unas políticas fiscales de corte neoliberal, han dejado la peor situación económica desde la II Guerra Mundial

09 de Julio de 2024
Actualizado a las 11:44h
Guardar
Las políticas económicas de Isabel Díaz Ayuso son una irresponsabilidad que generará el caos | Foto: CAM

La guerra fiscal que se está desarrollando en España, con Isabel Díaz Ayuso liderando el bando de incrementar los privilegios impositivos a los más ricos, podría tener gravísimas consecuencias para España.

En Reino Unido ya se vieron las consecuencias de aplicar un recorte de impuestos radical a los más ricos durante el gobierno de Liz Truss: caída histórica del valor de la libra esterlina, reducción del rating de las emisiones de deuda británicas y, sobre todo, la necesidad de intervención del Banco de Inglaterra para inyectar 65.000 millones de libras en la economía para no ser la primera gran potencia económica que caiga en la recesión.

El sucesor de Liz Truss, Rishi Sunak, también mantuvo una política económica y fiscal de corte neoliberal, exactamente igual al que está perpetrando Ayuso en la Comunidad de Madrid.

Sin embargo, las consecuencias para el Estado y la ciudadanía de este tipo de políticas son terribles, son una gangrena para la democracia y del escudo social que iguala a todas las personas. Así lo ha confirmado la nueva ministra británica de Economía, Rachel Reeves, quien solo ha necesitado 72 horas en el cargo para confirmar que la herencia recibida de las políticas neoliberales del anterior gobierno ha dejado una situación económica peor de lo que se podría pensar.

«He advertido repetidamente que quien gane las elecciones generales heredará el peor conjunto de circunstancias desde la Segunda Guerra Mundial. Lo que he visto en las últimas 72 horas no ha hecho más que confirmarlo. Nuestra economía se ha visto frenada por decisiones postergadas y eludidas, por el interés político personal por encima del interés nacional, por un gobierno que ha puesto al partido en primer lugar y al país en segundo. Nos enfrentamos al legado de 14 años de caos e irresponsabilidad económica», ha dicho Reeves.

En su primer discurso ante el Parlamento, la ministra de Economía ha detallado que ordenó a los funcionarios del Tesoro que le hicieran durante el fin de semana una evaluación de la situación real de la economía británica tras las políticas neoliberales de los diferentes gobiernos conservadores.

En concreto, si no se hubiesen aplicado las mismas estrategias económicas que defiende Ayuso para Madrid y para España, el Reino Unido habría dispuesto de más de 140.000 millones de libras más, lo que «podría haber generado 58.000 millones adicionales en ingresos fiscales solo el año pasado para sostener nuestros servicios públicos», ha afirmado categóricamente Reeves.

Esta es la demostración de que Ayuso está llevando a Madrid y a España al caos por su irresponsable política económica. No hay más que recordar lo que sucedió en Reino Unido tras las medidas aprobadas por el gobierno conservador en el año 2022.

Isabel Díaz Ayuso se ha lanzado a una carrera irresponsable de rebajas de impuestos que intenta vender como algo beneficioso para toda la ciudadanía. La realidad es que a los únicos que afecta de manera positiva es a las rentas más altas. Sin embargo, en las clases medias y trabajadoras españolas, con unos salarios miserables que desaparecen a los 10 días de mes, cala el mantra neoliberal de «el dinero donde mejor está es en el bolsillo de los ciudadanos».

Por otro lado, la desafección hacia la clase política provocada por los partidos socialdemócratas, liberales, conservadores y movimientos de izquierda está llevando a la ciudadanía a rebelarse contra el pago de impuestos porque reducen ese mantra a «el dinero mejor en mi bolsillo que en manos de los políticos».

Sin embargo, esas estrategias de recorte fiscal de Isabel Díaz Ayuso tienen consecuencias gravísimas en alguna de las mayores economías del mundo: Reino Unido y Estados Unidos. Si eso ha sucedido ahí, ¿qué no pasará en España que tiene un producto interior bruto que dobla al español?

En 2022, el gobierno británico, liderado por Liz Truss, anunció una importante rebaja fiscal que atemorizó a los mercados. Ante los temores de una profunda recesión en Reino Unido y después de que el  entonces ministro de Hacienda, Kwasi Kwarteng, presentara el polémico plan de rebaja de impuestos, la libra se hundió a mínimos históricos. El propio Banco de Inglaterra se vio obligado a intervenir con una inyección de dinero.

En Estados Unidos, por ejemplo, las políticas irresponsables de recorte fiscal de Donald Trump tuvieron también gravísimas consecuencias para la ciudadanía, dado que han tenido un coste superior a los 3 billones de dólares.

Según el informe del Comité Conjunto sobre Impuestos del Congreso de los Estados Unidos, los únicos que se beneficiaron de esas políticas de rebaja fiscal fueron los ricos, incluidas las empresas del propio Trump.

Mientras la OCDE, que no es una organización que se caracterice por ser marxista, aprobó un mínimo impositivo del 15% para las grandes empresas para evitar que se produjera una guerra fiscal entre países, Ayuso hace lo contrario y está convirtiendo a la Comunidad en un paraíso fiscal. Toda una irresponsabilidad con gravísimas consecuencias para las personas.  

 

 

Lo + leído