miércoles, 21febrero, 2024
23.5 C
Seville

Fernando Alonso en Las Vegas y Carlos Alcaraz en Turín (AL y AL)

- Publicidad -

análisis

- Publicidad -

Estamos que lo tiramos. ¿O será que nos ha mirado algún tuerto?

El deporte español vive un momento de dificultades “francamente gloriosas”. Hemos mencionado más arriba -en el título- los nombres de los dos AL: Alonso. Alcaraz. Pero tampoco deberíamos olvidar lo que le ha sucedido a Carlos Sainz con una alcantarilla.

Esa alcantarilla, sí.

Una alcantarilla igual a las alcantarillas de las que salen los payasos asesinos en las novelas de Stephen King.

¡Nos estallan las alcantarillas! ¡Nos están tocando “las alcantarillas” todo el tiempo!

Nos está pasando todo el tiempo: a nuestros deportistas y a todos. Que las alcantarillas, que son las tapaderas de los ríos de inmundicias que van por debajo de las ciudades y del mundo entero, nos estallan y parecen pretender que acabemos volando por los aires. Y luego encima nos ponen multas de tipo “imaginativo” para que el regalo sea más completo.

¿Y lo de Fernando Alonso y el trompo que hizo al salir en el Gran Premio de Las Vegas? Una mala suerte excesiva. Imposible no volver a pensar en lo del tuerto.

Aunque francamente casi prefiero las alcantarillas asesinas y los trompos que haber tenido que ver a uno de nuestros pilotos en el podio vestido de blanco y con un cinturón dorado de Elvis y con estrellitas en la pernera del chándal. Estoy totalmente de acuerdo con Verstappen que lo de las Vegas es un espectáculo esencialmente hortera y lamentable, y entiendo también que se sienta como un payaso, porque así le han vestido; y también como payaso le han escrito el guión que debe cumplir por contrato.

En cuanto a lo de Alcaraz… Alcaraz en Turín, ay.

Parecía que se había recuperado y volvía a ser Spiderman, pero su duendecillo verde particular, el malvado Djokovic (a quien en verdad cada día admiramos más, por cierto), ha vuelto a derrotarlo y tendrá que esperar a futuras batallas para regresar al lugar que los infinitos seguidores que tiene en el mundo entero pensamos que se merece: en lo más alto del Olimpo.

En suma: un fin de semana para olvidar para AL y AL.

Y además ya se acaba el tenis y ya se acaba el circo de la F1. Por lo menos podremos anular las suscripciones durante un par de meses y ahorrarnos algunas migajitas de dinero.

Tigre Tigre

- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

lo + leído