martes, 28mayo, 2024
31.6 C
Seville

La Policía pone dura la venta ilegal de pastillas para la erección

La Policía Nacional desarticula un grupo dedicado a la venta ilegal de preservativos y medicamentos para la disfunción eréctil a través de app de mensajería

Agustín Millán
Agustín Millánhttp://pompona22.wixsite.com/agustinmillan
Foto periodista especializado en manifestaciones y actos sindicales. Desde 2011 fotografiando la crisis más dura de la historia moderna. Responsable de redes sociales de la Cumbre Social España. Fotógrafo con 5 campañas electorales entre ellas la de Manuela Carmena y la de Enrique Santiago en IU Madrid.
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -

La Policía Nacional ha puesto dura la venta ilegal de preservativos y medicamentos para la disfunción eréctil a través de app de mensajería. La operación ha permitido la detención de 10 personas en la provincia de Barcelona que conformaban un grupo criminal muy hermético, profesionalizado y especializado, cuyos miembros utilizaban diversas medidas tecnológicas de seguridad para no ser detectados

Los usaban en los prostíbulos

Los investigados contactaban con mujeres dedicadas a la prostitución, cuyos contactos los obtenían de los portales donde éstas anunciaban sus servicios, y les ofertaban preservativos y medicamentos

Los agentes han realizado dos registros domiciliarios en los que han intervenido 50 dispositivos electrónicos, 20.000 unidades de preservativos de distintas marcas, miles de unidades de medicamentos para la disfunción eréctil y más de 15.500 euros en efectivo

Los productos carecían de un control médico, tanto en la fabricación como en la posterior prescripción. La operación ha permitido la detención de 10 personas en la provincia de Barcelona que conformaban un grupo criminal muy hermético, profesionalizado y especializado, cuyos miembros utilizaban diversas medidas tecnológicas de seguridad para no ser detectados.

Anuncios remitidos a través de aplicaciones de mensajería instantánea

Los investigados contactaban con mujeres dedicadas a la prostitución, cuyos contactos los obtenían de los portales donde éstas anunciaban sus servicios, y les ofertaban preservativos y medicamentos.  

La investigación se inició a raíz de la queja interpuesta por una clienta que, tras comprar preservativos de una conocida marca y advertir su mala calidad, lo comunicó a la empresa de paquetería que le había realizado la entrega. A su vez, el Delegado de Seguridad de dicha empresa lo puso en conocimiento de la Policía Nacional, momento en el que agentes especializados de la Unidad Central de Ciberdelincuencia iniciaron las primeras pesquisas.

Lo compraban mujeres

Tras numerosas gestiones con la empresa de paquetería, los agentes acreditaron la existencia de multitud de compradores a nivel nacional, comprobando que la mayor parte de clientes eran mujeres dedicadas a la prostitución. De esta forma obtuvieron información muy valiosa relativa a los anuncios y a los domicilios de remisión, evidenciando que los productos eran ofertados a través de aplicaciones de mensajería instantánea. Asimismo, descubrieron otros detalles de interés sobre la calidad de los preservativos y la funcionalidad de los medicamentos.

Los preservativos eran falsos

Las víctimas aportaron muestras de los preservativos que fueron remitidas tanto a la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS) como a la empresa distribuidora de la conocida marca de preservativos en España. Por un lado, el informe pericial emitido por la AMEPS concluyó que los productos no cumplían con los requisitos para su comercialización en nuestro país y que, por tanto, no se podía asegurar que ofrecieran un nivel de protección adecuado. Por otro, la distribuidora aseguró que se trataba de una clara falsificación del producto por no corresponder la fecha de caducidad con el número de lote, teniendo los preservativos bordes deficientes y presentando una tipografía que no utiliza la marca original.

Profesionalización y especialización delictiva

A finales de abril los agentes realizaron dos registros domiciliarios en las localidades barcelonesas de Badalona, donde residían los principales investigados, y Hospitalet de Llobregat. En el domicilio de Badalona, además de una ingente cantidad de preservativos de diferentes marcas y medicamentos contra la disfunción eréctil, localizaron numerosos dispositivos informáticos que evidenciaron la enorme profesionalización y especialización de la actividad delictiva desarrollada. Concretamente, intervinieron 22 teléfonos móviles conectados y vinculados a equipos desde los que se gestionaban, de manera optimizada, clientes y ventas.

Medidas de seguridad

Tras el visionado in situ de los dispositivos, los investigadores acreditaron la existencia de numerosas medidas tecnológicas de seguridad adoptadas por los arrestados para no ser detectados. En este sentido, contaban con aplicaciones para anonimizar las conexiones a Internet, así como con navegadores que les permitían pasar desapercibidos en la dark web o navegar en modo incógnito, que impide visualizar el historial de navegación.

Por otra parte, los agentes también localizaron una página web administrada por el principal investigado donde se ofertaba un medicamento contra la disfunción eréctil en idéntico formato al que fue hallado en el registro de su domicilio.

Peligro para la salud pública

La investigación ha puesto de manifiesto que el grupo criminal desarticulado era muy hermético y funcionaba como un entramado empresarial de importación, distribución y venta al público de los preservativos y medicamentos. Además, se han encontrado evidencias que muestran que los arrestados comercializaban estos productos también en Polonia e Italia.

Como resultado de la operación, los agentes han detenido a 10 ciudadanos de origen chino en la provincia de Barcelona y han intervenido 50 dispositivos electrónicos –teléfonos móviles y ordenadores-, 20.000 unidades de preservativos de diferentes marcas y miles de unidades de medicamentos para la disfunción eréctil de origen chino, japonés, indio y americano. Asimismo, también incautaron diversos estimuladores sexuales en formato tópico, y 15.525 euros en efectivo.

Productos peligrosos

La distribución de este tipo de productos supone un importante peligro para la salud pública debido a la ausencia de control médico tanto en la fabricación como en la posterior prescripción de los medicamentos.

- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

- Publicidad -

lo + leído