lunes, 24junio, 2024
25.3 C
Seville

La riqueza de África termina oculta en los Emiratos Árabes

Uno de los países más ricos del mundo se ha convertido en el depositario de las riquezas que las élites empresariales, políticas y financieras africanas sacan del continente mientras más de 1.000 millones de personas mueren de hambre

José Antonio Gómez
José Antonio Gómez
Director de Diario16. Escritor y analista político. Autor de los ensayos políticos "Gobernar es repartir dolor", "Regeneración", "El líder que marchitó a la Rosa", "IRPH: Operación de Estado" y de las novelas "Josaphat" y "El futuro nos espera".
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -

En África hay más de 1.000 millones de personas que pasan hambre. No es de extrañar, por tanto, que cientos de miles de seres humanos arriesguen su vida cada año intentando alcanzar el sueño de la Unión Europea para buscarse una situación digna. Sin embargo, apenas un 0,00001% de la población africana viven en una situación de privilegio y lo que hacen viajar son los millones de dólares que atesoran mientras la gran mayoría de la población muere de hambre. Para ocultar ese dinero utilizan los canales de la evasión fiscal y los paraísos fiscales.

Hace años, el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés), descubrió cómo durante más de dos décadas de acuerdos corruptos convirtieron a Isabel dos Santos en la mujer más rica de África y dejaron a Angola, un país que es rico en petróleo y diamantes y también uno de los más pobres del mundo.  Esta investigación, a la que denominaron como «Luanda Leaks», se centró en más de 715.000 registros financieros y comerciales confidenciales y cientos de entrevistas, y demostró uno de los problemas crónicos de África: los gobernantes ladrones, a menudo llamados cleptócratas, y sus familiares y asociados están trasladando dinero público mal habido al secreto offshore. jurisdicciones, a menudo con la ayuda de destacadas empresas occidentales. A partir de ahí, el dinero se usa para comprar propiedades, negocios y otros activos valiosos, o simplemente se esconde, a salvo de las autoridades fiscales y los investigadores criminales.

Tal y como hemos publicado en Diario16, los Emiratos Árabes, junto a los Estados Unidos, se están convirtiendo en uno de los nuevos destinos donde las grandes fortunas oculten su dinero. Lo peor es que eso está también ocurriendo con quienes están desvalijando África porque las élites económicas, financieras, empresariales y políticas africanas están depositando la riqueza en uno de los países más ricos del mundo.

En 2018, el hijo del presidente de las Comoras estaba de regreso en la ciudad capital de Moroni y buscaba ganar dinero. Nour El Fath Azali, ex auditor de banca estableció una empresa fantasma en los Emiratos Árabes Unidos, según los registros de la investigación de los Papeles de Pandora. La empresa, Olifants Ltd., ofreció consultoría y otros servicios de asesoría.

Fuente: Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación – Papeles de Pandora

Meses después, el presidente de las Comoras, Azali Assoumani, nombró a su hijo como asesor personal. El joven Azali ahora trabaja para persuadir a los funcionarios emiratíes de que inviertan en las Comoras, un pequeño grupo de islas frente a la costa este de África con un gobierno que, según los observadores internacionales, está plagado de corrupción sistémica.

Poseer empresas ficticias y cuentas bancarias en los Emiratos Árabes Unidos, uno de los paraísos financieros más secretos del mundo, es una tendencia creciente entre los políticos africanos y sus aliados comerciales.

En concreto, los Papeles de Pandora han descubierto intereses financieros secretos emiratíes de políticos y poderosos líderes empresariales de 17 países africanos. Los Emiratos Árabes Unidos, de facto, toleran los flujos y comercios ilícitos que otros centros financieros internacionales de mayor reputación evitan. A cambio de su aceptación de que los jugadores y el dinero dudosos tengan su sede en el país, los Emiratos simplemente les pide a los africanos ricos que se mantengan al margen de la política local y dentro de los límites de la ley emiratí.

Quienes se sienten atraídos por los Emiratos Árabes Unidos elogian su enfoque ligero de la regulación empresarial y su conveniente zona horaria, entre los de Europa y Asia. Las empresas de los Emiratos a menudo brindan generosas exenciones de impuestos a los extranjeros, y los propietarios no están obligados a abrir una oficina o revelar sus nombres en los registros públicos.

Sin embargo, los expertos en delitos financieros y los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley y los impuestos señalan la historia de los Emiratos Árabes Unidos como un conducto para los ingresos corruptos.

La nación del Golfo Pérsico ha ignorado el lavado de dinero durante años, según un informe de 2020 preparado por un equipo de expertos internacionales para el Grupo de Trabajo de Acción Financiera con sede en París, la principal organización internacional para coordinar los esfuerzos globales contra el lavado de dinero. El informe señaló que los Emiratos Árabes Unidos se muestran reacios a compartir información sobre los propietarios de las empresas creadas allí con las autoridades de otros países.

- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

- Publicidad -

lo + leído