viernes, 21junio, 2024
16.4 C
Seville

Un 8M que exige el fin de la brecha digital de género

Agustín Millán
Agustín Millánhttp://pompona22.wixsite.com/agustinmillan
Foto periodista especializado en manifestaciones y actos sindicales. Desde 2011 fotografiando la crisis más dura de la historia moderna. Responsable de redes sociales de la Cumbre Social España. Fotógrafo con 5 campañas electorales entre ellas la de Manuela Carmena y la de Enrique Santiago en IU Madrid.
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -

El tema del Día Internacional de la Mujer de este 8M de 2023 será “Por un mundo digital inclusivo: Innovación y tecnología para la igualdad de género”, en consonancia con el tema prioritario del Sexagésimo séptimo período de sesiones de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer: “La innovación y el cambio tecnológico, y la educación en la era digital para alcanzar la igualdad de género y el empoderamiento de todas las mujeres y niñas”.  

Un 8M sin brecha digital de género

La celebración de las Naciones Unidas del Día Internacional de la Mujer, el 8M reconoce y homenajea a las mujeres y las niñas y a las organizaciones de mujeres y feministas que están luchando por el avance de la tecnología transformadora y por el acceso a la educación digital. El Día Internacional de la Mujer de 2023 explorará los efectos de la brecha digital de género en el crecimiento de las desigualdades sociales y económicas. También pondrá de relieve la importancia de proteger los derechos de las mujeres y las niñas en los espacios digitales y de abordar la violencia de género en línea y la facilitada por las nuevas tecnologías de la comunicación.  

Un 8M para promover la igualdad

Incorporar a las mujeres, así como a aquellos grupos tradicionalmente marginalizados, a la tecnología permite soluciones más creativas y tiene un mayor potencial para innovaciones que satisfagan las necesidades de las mujeres y promuevan la igualdad de género.

Su falta de inclusión, por el contrario, tiene un costo enorme. Según el informe Gender Snapshot 2022 de ONU Mujeres, la exclusión de las mujeres del mundo digital ha recortado 1 billón de dólares del producto bruto interno de los países de ingresos bajos y medios en la última década, una pérdida que aumentará a 1,5 billones de dólares en 2025 si no se toman medidas. Para revertir esta tendencia será necesario abordar el problema de la violencia en línea, que, según un estudio realizado en 51 países, han sufrido personalmente el 38% de las mujeres. 

Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030

Incorporar de forma transformadora la perspectiva de género en la innovación, la tecnología y la educación digital ayudaría a que las mujeres y las niñas tomen mayor conocimiento sobre sus derechos y a potenciar el ejercicio de estos y su activismo. Los avances de la tecnología digital ofrecen nuevas posibilidades para resolver los retos humanitarios y de desarrollo y para hacer realidad los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030.

Lamentablemente, las oportunidades que abre la revolución digital también plantean el riesgo de perpetuar las dinámicas actuales de la desigualdad de género. Las crecientes desigualdades son cada vez más evidentes en el contexto de las habilidades digitales y el acceso a las tecnologías, una brecha digital que deja atrás a las mujeres. Por lo tanto, el desarrollo de una educación digital e inclusiva y una tecnología transformadora constituye un requisito fundamental para un futuro sostenible. 

Persiste la brecha digital

Hoy, la persistencia de la brecha de género en el acceso digital impide a las mujeres disfrutar plenamente del potencial de la tecnología. Su infrarrepresentación profesional y académica en las disciplinas de ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas (science, technology, engineering, math, STEM) sigue siendo un importante obstáculo para su participación en la gobernanza y el diseño de la tecnología. Y la omnipresente amenaza de la violencia de género en línea —combinada con la falta de amparo legal— las obliga demasiado a menudo a abandonar los espacios digitales que ocupan.

En este Día Internacional de la Mujer, 8M las Naciones Unidas hacen un llamamiento a los gobiernos, a los movimientos activistas y al sector privado para acelerar sus esfuerzos por conseguir un mundo digital más seguro, más inclusivo y más equitativo.

En un momento en el que nos enfrentamos a múltiples crisis globales, tenemos la posibilidad de crear un futuro mejor, no solo para las mujeres y las niñas, sino para toda la humanidad y toda la vida en la Tierra. 

Únete a la causa y accede aquí a los recursos y mensajes para medios sociales. Para participar en la celebración de la ONU del Día Internacional de la Mujer.

UGT apuesta por acabar este 8M con la brecha digital

UGT, en los estudios publicados en los últimos ocho años (Mujer&Tecnología, La Brecha Digital en España, Teletrabajo y Corresponsabilidad y Las decisiones algorítmicas en las relaciones laborales) ha analizado el impacto de este proceso de digitalización en la igualdad de género. De los mismos destaca cuatro aspectos que reflejan la realidad que sufren las mujeres en un entorno tecnológico, en ocasiones, demasiado hostil:

Brecha Digital

Todavía, en 2023, dos de cada tres excluidos digitales son mujeres. Además, en la denominada segunda brecha digital, la referida al uso y aprovechamiento de herramientas digitales más avanzadas, las mujeres acreditan una carencia de habilidades muy superior a la de los hombres, lo que les impide desde pedir cita online con su médico de familia, a ver su extracto a través de la banca electrónica, o configurar adecuadamente su teléfono móvil. Se trata de una desigualdad transversal que interactúa directamente con otros factores de exclusión, como la edad o residir en entornos rurales.

Empleo tecnológico

El mercado de trabajo tech es claramente refractario a la participación de las mujeres. No solo porque la brecha salarial se cifre en un 17% en el sector TIC, sino porque los estudios nos demuestran una realidad que expulsa, sin ambages, a las mujeres:

Las mujeres que trabajan en empresas tecnológicas trabajan más horas a la semana (42) que en cualquier otro sector (11 más que la media del resto de sectores).

Las mujeres abandonan su puesto de trabajo tecnológico al convertirse en madres (un 43% de mujeres abandonan el mercado laboral al convertirse en madres, frente a un 23% de los hombres al convertirse en padres); y, por si esto no fuese poco, las madres primerizas presentan muchas más probabilidades que los padres primerizos para abandonar su perfil STEM, cambiar a un trabajo a tiempo parcial o salir del mercado de trabajo.

En consecuencia, treinta años después de finalizar su formación académica (cuando las mujeres y los hombres tienen alrededor de 50 años), las mujeres tienen la mitad de posibilidades que los hombres de seguir trabajando como ingenieras o informáticas.

3 de cada 4 profesionales TIC en España sean hombres 

Con estas cifras no es de extrañar que 3 de cada 4 profesionales TIC en España sean hombres y que el número de tecnólogas especializadas en Inteligencia Artificial (IA) o Ciberseguridad sea inferior al 1% (cuando el 56% de los graduados universitarios son de sexo femenino).

Sesgo algorítmico

Las muestras de que los algoritmos continúan discriminando a las mujeres son numerosas: desde el traductor de Google, que en 2016 perpetuaba los estereotipos profesionales de género, al antecesor del actual ChatGPT (que mostró un comportamiento misógino y machista), pasando por los ejemplos de software discriminatorio de LinkedIn, Amazon, Facebook o Microsoft.

Sin duda, la poca participación las mujeres en el diseño de estos productos, junto con el nulo compromiso de las empresas (tanto las que desarrollan algoritmos, como las que los adquieren) por auditar estas aplicaciones con una perspectiva de género, explican esta reiterada y muchas veces invisible discriminación.

Teletrabajo. Las cifras continúan demostrando que trabajar en remoto perpetúa los roles de género. La falta de sensibilidad social y empresarial, junto a una forma equivocada de conceptuar el teletrabajo, está acabando el teletrabajo de las mujeres.

Por estas poderosas razones, UGT reivindica un 8M con una mirada de mujer, que sea digital, tecnológica, inclusiva, sin sesgos, sin discriminación y sin desigualdades de género.

- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

- Publicidad -

lo + leído