viernes, 14junio, 2024
29.2 C
Seville

UGT denuncia en un informe con motivo del 8M que las mujeres ganan 5.175,04 menos que los hombres

El sindicato reclama que para acabar con estas brechas es necesario cumplir la normativa en materia de igualdad, a pesar de los efectos positivos de la reforma laboral y del aumento del SMI

Agustín Millán
Agustín Millánhttp://pompona22.wixsite.com/agustinmillan
Foto periodista especializado en manifestaciones y actos sindicales. Desde 2011 fotografiando la crisis más dura de la historia moderna. Responsable de redes sociales de la Cumbre Social España. Fotógrafo con 5 campañas electorales entre ellas la de Manuela Carmena y la de Enrique Santiago en IU Madrid.
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -

Con motivo del Día Internacional de la Mujer, el próximo 8 de marzo, UGT ha publicado el informe ‘Unidas ganamos todas en el que se analiza la situación de la mujer en el mercado de trabajo, la evolución de la brecha de género o los efectos de los avances legislativos alcanzados en materia de igualdad.

Las ganancias anuales de las mujeres de media fueron de 22.467,48 euros, una diferencia anual de 5.175,04 euros con respecto a los hombres, que ganaron 27.642,52 euros. Es decir, hay una brecha del 18,72 %, la más baja desde que se analizan los salarios desagregados por sexo (32,85 % en el año 1995 que se publicó la primera Encuesta Cuatrienal de Estructura Salarial del INE). Esta brecha se reduce un 0,78 respecto del año anterior. Si este descenso fuera constante, tardaríamos 25 años en conocer una situación de igualdad salarial entre mujeres y hombres.

La brecha se reduce 0,78 décimas

El sindicato pone de manifiesto su compromiso para lograr que la igualdad entre mujeres y hombres se convierta en una realidad y alcanzar una sociedad más justa, inclusiva y solidaria. Por eso con motivo del 8M, Día Internacional de la mujer quiere recordar, que la igualdad, además de un derecho fundamental y una cuestión de justicia, es un objetivo prioritario e irrenunciable para la organización y para la democracia que constituye una necesidad social y de nuestra economía.

El documento valora los avances en materia de igualdad gracias a la reforma laboral de 2021 e incide en el impacto positivo de la subida de un SMI que beneficia en mayor medida a las mujeres que son las que siguen teniendo, en general, salarios más bajos y peores condiciones laborales. Y subraya que, a pesar de que en 2022 mejoran algunos de los indicadores, las diferencias entre mujeres y hombres siguen siendo muy elevadas.

La tasa de actividad crece entre las mujeres

–       La tasa de actividad de las mujeres en 2022 fue del 53,84% frente al 63,75% de los hombres. Según datos de la EPA de 2022, la tasa de actividad de las mujeres creció respecto a 2021, a pesar de ello la brecha de género ha ascendido levemente en 0,07 puntos, situándose en 9,91 puntos.

–       Las mujeres son mayoría entre la población inactiva, y una de las principales causas es la dedicación a las labores del hogar, entre las que se incluye el cuidado familiar. Suponen un 87,71% de la población inactiva por este motivo.

–       La brecha de género se mantiene en la tasa de empleo, e incluso vuelve a aumentar respecto a 2021. Sin embargo, el descenso en la tasa de paro en 2022 fue algo mayor que la experimentada por los hombres (1,96 puntos frente a 1,79).

–       La segregación profesional se manifiesta en los sectores económicos y en los tipos de ocupación. El sector servicios aglutina el 88,65% de la ocupación femenina mientras en la industria, la construcción o la agricultura su presencia es minoritaria.

–       El 73,91% del empleo a tiempo parcial fue desempeñado por mujeres frente al 26,09% de los hombres.

–       La brecha salarial se reduce un 0,78% con respecto al año anterior, pero sigue siendo muy elevada (un 18,7%).

–       Los permisos no retribuidos continúan siendo solicitados mayoritariamente por mujeres.

El paro de las mujeres sigue superando al de los hombres

Durante 2022 hubo de media 239.400 mujeres más en paro que de hombres. La tasa de desempleo en mujeres alcanzó en 2022 el 14,76%, frente a un 11,27% de tasa de paro en hombres.

En cuanto a la tasa de paro total, en 2022 se sitúa en un 12,92% lo que supone un descenso de 1,87 puntos porcentuales, ya que en 2021 la tasa de paro fue de 14,79% y en 2020 de 15,53%. Pese al descenso en la tasa de paro en 2022 respecto de 2021, dicha tasa continúa por encima de la de 2019 que fue un 14,10%.

La tasa de paro femenina disminuye en 2022 respecto de 2021, pasando de un 16,72% de 2021, a un 14,76% en 2022. Este descenso por fin nos sitúa por debajo de la tasa de 2019 de 15,99%, con anterioridad a la pandemia.

Brecha de género en el paro

El descenso en la tasa de paro en mujeres en 2022 (1,96 puntos) es mayor que la experimentada por los hombres (1,79 puntos). La brecha de género en el paro desciende en 0,17 puntos (de 3,66 en 2021 a 3,49 en 2022).

En cuanto a la evolución de las tasas de paro de mujeres y hombres desde 2013, se observa que la tasa de paro de hombres. Está se situó en ese año 2013 en un 25,6%, pasando en 2022 a un 11,27%, ha experimentado en ese periodo un descenso de 14,33 puntos. Mientras que la tasa de paro de mujeres, entre 2013 (26,67%) y 2022 (14,76%) ha descendido 11,91 puntos. Esto muestra que el descenso del paro de hombres es mayor que el de mujeres en la serie histórica. La recuperación del empleo no afecta por igual a ambos géneros, y cuando esta se produce, es más favorable para los hombres.

La brecha de género ha pasado del 19,5 % del año anterior al 18,72 % en el último año

UGT reclama aumentar la vigilancia y endurecer sanciones con motivo del 8M, para cambiar la situación. Entre otras cosas, continuar con las mejoras brindadas por la reforma laboral e impulsar medidas de igualdad a través de los convenios colectivos y los planes de igualdad.

Además, hay que reforzar a la Autoridad Laboral para asegurar el cumplimiento efectivo de la normativa. Endureciendo las sanciones ante los incumplimientos e incrementar y mejorar las políticas activas de empleo con perspectiva de género. Así como adoptar políticas con perspectiva de género en todos los ámbitos -especialmente en materia de cuidados-.

También es importante depositar el instrumento de ratificación del Convenio 189 de la OIT sobre trabajo digno de las trabajadoras del hogar y, dado que el 25 de mayo de 2023 entrará en vigor el Convenio 190 sobre la Eliminación de la Violencia y el acoso en el mundo del trabajo, adoptar las medidas para trasladar a nuestra legislación los contenidos que no estén contemplados.

Combatir la violencia machista desde los centros de trabajo, adoptando protocolos de acoso sexual y acoso por razón de sexo, incluyendo el acoso sexual y sexista cibernético o invertir en educación en igualdad para lograr una cultura libre de violencias machistas y garantizar unas condiciones de trabajo y empleo decentes para el profesorado y personas trabajadoras del ámbito educativo, uno de los más feminizados.

Garantizar el derecho al aborto y a los derechos reproductivos y sexuales y acabar con la violencia obstétrica, así como avanzar en la eliminación de las violencias machistas, estableciendo la financiación necesaria y el estricto cumplimiento de las medidas acordadas en el Pacto de Estado contra la violencia de género y de los compromisos adquiridos con la firma del Convenio de Estambul.

- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
Advertisement
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

- Publicidad -

lo + leído