martes, 21mayo, 2024
13 C
Seville

Regulación y libertad: el equilibrio en la era de la desinformación

La creación de un entorno informativo más transparente y verificado es esencial para proteger las democracias de las influencias destructivas y para promover una sociedad más informada y resiliente

Eva Maldonado
Eva Maldonado
Redactora en Diario16, Asesora de la Presidencia de la Conferencia Eurocentroamericana.
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -

La desinformación constituye una amenaza significativa para los sistemas democráticos, la seguridad nacional y la cohesión social, empleada para manipular la percepción pública y alterar la dinámica sociopolítica. La comprensión y mitigación de este fenómeno requieren una estrategia integral que abarque diversos enfoques y disciplinas.

Ámbito sociopolítico y psicológico

Desde un punto de vista sociopolítico, la desinformación puede funcionar como una herramienta de guerra híbrida, utilizada para debilitar adversarios desde el interior, minando la confianza en instituciones y erosionando las normas democráticas. En términos de psicología social, la desinformación aprovecha vulnerabilidades cognitivas, como el sesgo de confirmación y la disonancia cognitiva, fomentando creencias y comportamientos que pueden ser contraproducentes para los intereses individuales y colectivos.

Impacto de las tecnologías emergentes

Las tecnologías emergentes como la inteligencia artificial y el aprendizaje automático facilitan la producción y diseminación de desinformación a gran escala, a través de «deepfakes» y otros medios, pero también ofrecen métodos avanzados para detectar y contrarrestar estas campañas. La utilización de estas tecnologías para analizar patrones de difusión y contenido falso puede ser una buena herramienta para las estrategias de detección y mitigación.

El establecimiento de un marco legal y ético sólido es esencial para asegurar que las medidas contra la desinformación no infrinjan derechos fundamentales como la libertad de expresión. Este marco debe incluir regulaciones para las plataformas digitales que promuevan la transparencia y obliguen a la acción proactiva contra la desinformación, equilibrando estos requerimientos con el respeto por la privacidad y el acceso a la información.

Educación y resiliencia comunitaria

Incrementar la resiliencia comunitaria a través de la educación en alfabetización mediática es una estrategia clave. La implementación de programas educativos que enseñen a los individuos a evaluar críticamente las fuentes y el contexto de la información que consumen puede reducir la vulnerabilidad a la desinformación. Estos programas deben ser inclusivos y adaptarse a las diversas necesidades de diferentes comunidades para ser efectivos.

Cooperación internacional

Dado que la desinformación frecuentemente cruza fronteras nacionales, la cooperación internacional es elemental para establecer normas y acuerdos que regulen el comportamiento en el ciberespacio. La colaboración entre países puede facilitar la implementación de políticas coherentes y eficaces que aborden la naturaleza global de la desinformación.

Abordar la desinformación exige un enfoque multifacético que integre aspectos técnicos, legales, educativos y de cooperación internacional. La creación de un entorno informativo más transparente y verificado es esencial para proteger las democracias de las influencias destructivas y para promover una sociedad más informada y resiliente.

- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

2 COMENTARIOS

  1. La censura 2.0, que Eva Maldonado defiende, no es mejor que el trabajo del Santo Oficio hacía con su lista de libros prohibidos. Filtrar las noticias es propio de regímenes fascistas, lo que no acabo de entender es que personas que se dicen progresistas apoyen estas medidas. Debe ser el progresismo 2.0

  2. El problema es que la mayor desinformación que he conocido ha partido de los gobiernos que se dicen democráticos, durante la invasión de Irak, la pandemia, la guerra de Ucrania y tantos otros escenarios en donde juegan importantes intereses económicos y de poder. Miedo me da esta “ lucha contra la desinformación”. Mejor que nos dejen en paz

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

- Publicidad -

lo + leído